dijous, 16 de setembre de 2010


13. El género musical y los “biopics”.


Los “biopics” o biografías muy apañadas, al gusto de Hollywood, fueron surgiendo en las diferentes épocas, principalmente en las del apogeo del musical cinematográfico. Aunque no fue una moda muy duradera.
Su inicio podríamos situarlo en 1939 con el film de Fred Astaire y Ginger Rogrers “La historia de Irene Casel”, biografía de la pareja de baile formada por Vernon e Irene Casel.
El biopic se desarrolló durante la década de los 40 que permitió a las productoras echar mano de todo su elenco de estrellas, tanto por parte de la Warner, como de la Fox o la MGM:
1940 “Tip pan alley” biopic de las hermanas Dolly, con Alice Faye (Fox).
1942 “Yanqui Doodle Dandy”, film realizado por el “hombre para todo” de la Warner, Michael Curtiz, sobre la vida de George M. Cohan, con James Cagney.
1945 “Noche y Día”, también de Michael Curtiz, relatando la vida de Cole Porter, interpretado por Cary Grant y Alexis Smith. (Warner).
1946 “Las hermanas Dolly”, de nuevo la Fox, esta vez con Betty Grable.
1946 Culminará esta década con el film realizado por Vincent Minnelli “Till the clouds roll by” narrando la vida del compositor Jerome Kern. (MGM).
La lista de estrellas que han aparecido en todos estos biopics es interminable, a cual más grande y famosa, son todas las que las casas disponían en aquellos momentos en nómina.
En los 50 empieza o mejor dicho, continua insistiendo la MGM con su política de biopics con “El gran Caruso” biografía del cantante de ópera Enrico Caruso interpretado por Mario Lanza y acompañado por Ann Blyth. Y le seguirán:
1952 “El fabuloso Andersen” con el ballet de Roland Petit y la actriz y bailarina Zizi Jeanmaire, y en el papel de Hans Christian Andersen Danny Kaye. (Sam Goldwyn).
1954 Aparece “Deep in my heart” sobre la vida del compositor Sigmund Romberg que a pesar de resultar bastante mediocre, mostraba en estado de gracia a Ann Miller, Fred Astaire, Gene Kelly, (no actuaban juntos ante las cámaras) y Cyd Charisse, con todo el elenco de la MGM.
1955 “Love o leave me” era el biopic de la cantante de los años 20, Ruth Etting, a quien daba vida Doris Day, quizá su única aparición decente en un musical. Estaba acompañada por James Cagney. (MGM).
1956 La Columbia se apunta al carro con “Eddie Duchin” dirigida por George Sidney, donde se nos contaba la vida del famoso pianista, interpretado por Tyrone Power, acompañado por una pletórica rubia: Kim Novak.
1957 “Para ella un solo hombre” donde Ann Blyth interpretaba a la cantante (naturalmente doblada) Helen Morgan. (Warner).
Y llegamos al final de los 50: En 1959 La Paramount, rueda con Danny Kaye de protagonista “Tu mano en la mía” (The five pennies).
Solo un apunte para los 60: 1962 “Gypsy” la obra que en el teatro interpretó con gran éxito Ethel Merman y que aquí en el cine lo hizo Rosalind Russell, en el papel de la madre. Es la biografía de Gypsy Rose Lee (interpretada por Natalie Wood), inventora del “strip-tease” y que la música se la puso Stephen Sondheim. En nuestro país se estrenó con el título de “La reina del Vaudeville”. Fue producida y dirigida por Mervyn Le Roy.
Y de momento nos plantaremos aquí.

Rafael Rodríguez-Bella 2010

1 comentari:

marisa ha dit...

Hi ha dies que em sembla que he viscut en un altra planeta, tanta és la meva ignorància sobre el cine especialment musical.